instagram

Evita robos en tu garaje

Ya sea para evitar el robo de algún objeto de nuestro vehículo que está aparcado en el garaje o del coche en sí, hay factores que a simple vista parecen evidentes pero que no debemos pasar por alto.

Muchas veces vamos con prisas o pensando en otras cosas. Sin embargo, tener en cuenta pequeños detalles en nuestro día a día ayudarían a por lo menos, ponérselo más difícil al supuesto caco.

coche, robo, garaje

 

Esperar a que se cierre la puerta

Cuantas veces no se termina ni de abrir la puerta del todo y ya estamos entrando. Cuando vemos el hueco suficiente por el que ya sabemos que entra nuestro coche, aceleramos. Ya que es algo que hacemos de forma completamente natural, debemos caer en la cuenta de esperar. Mirar por el retrovisor y dedicar dos segundos de nuestro día esperando a que se cierre la puerta es algo que podría evitar el robo en un garaje.

 

No dejar el mando en el coche

Esta práctica tan común y tan conocida por los ladrones no debe olvidarse. Aunque en el caso de Parkingdoor, esto no tiene qué preocuparnos ya que el mando es nuestro móvil, sí usas llaves o mandos de garaje, nunca los dejes en el coche.

 

No dejar nada a la vista

Si bien el mando de garaje sería lo más evidente para poder salir con el vehículo, tener la precaución de no dejar ningún objeto a la vista, también es muy importante. Llegar a nuestro coche y ver que nos han roto la ventanilla para llevarse algo, es un motivo más que suficiente para que independientemente del valor del objeto, no dejemos nada a la vista.

 

Comprobar que hemos cerrado el coche después de aparcar

Y aquí entra en juego de nuevo el factor prisa.

Por muchas cosas que tengamos para bajar del coche en el garaje y, aunque nuestro mayor deseo sea subir a casa cuanto antes, “quitémonos un peso de encima” evitando lo que supondría saber al día siguiente que nos falta algo del coche porque se nos pasó comprobar que lo hubiéramos cerrado.

 

Vigila la iluminación

Si nos damos cuenta de que en el garaje hay poca luz, debemos ponernos en contacto con el administrador. Aunque esto también parece lógico, siendo sinceros, ¿estamos seguros de que avisaríamos? Seguramente muchos sí, pero son cosas que a veces pasan desapercibidas. Tengámoslo en cuenta.

 

Solicitar un circuito cerrado de televisión

Este CCTV en el garaje permitiría identificar a los delincuentes en caso de robo e incluso podría incluir un detector de movimiento mandando una señal de alerta al sistema recogiendo las imágenes con mayor detalle.

 

Control de los accesos

La seguridad comienza por las vías de entrada al garaje donde es importante el compromiso de todos los vecinos. Controlar la presencia de vehículos no autorizados puede ser un elemento clave de prevención frente a los ladrones. Aplicaciones como Parkingdoor, permiten controlar a través del smartphone quien entra y sale del garaje, activando y desactivando en tiempo real el acceso a terceras personas. Tener el control de que los vehículos que entren tienen el permiso, es una acción muy recomendable.

 

Mantenimiento de las instalaciones

Si has observado que la puerta de garaje tarda mucho en cerrarse, avisa para que la revisen o comprueba el estado del motor. No lo dejes pasar, podría fallar en el momento de tener un ladrón al acecho.

 

 

 

 

¿Te ha gustado? Díselo al mundoTweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Email this to someone
email
Pin on Pinterest
Pinterest
CLOSE
CLOSE